SEGUNDA PARTE

 

¿Cómo se practica el Ho’ oponopono?

Ante todo, no es necesario estar en ningún estado determinado de meditación, relajación, visualización, etc. pero haz lo que sientas, si uno está en ese estado de meditación o relajación de forma natural pues estupendo, pienso que en los seminarios o talleres que se imparten seguramente si harán alguna práctica para conectar mas con nuestro interior y lo mismo puede tener hasta mas efecto, pero eso no significa que no funcione si no lo haces. Si te interesa la técnica solo tienes que indagar mas sobre ella y buscar talleres, etc.

Yo la practico y voy viviendo sus efectos  sin ponerme en un estado de meditación,  visualización, ni de relajación determinado. 

Puedo darme cuenta perfectamente cuando estoy en una situación o en un momento en el que no me siento bien por estar con alguien con quien me pasa algo o por no gustarme lo que veo, estoy sintiendo miedo por algo..., hago ho' oponopono pero no puedo simular una emoción diferente, lo que estoy sintiendo en ese momento es lo que tiene que ser y es precisamente por ese motivo por el que se hace el ho' oponopono y éste me va a ayudar a salir de esa emoción y así es como me ocurre, al igual que la situación puede cambiar por algo que pase de repente o el miedo desaparece... 

Que meditar o visualizar (como dice Mabel Katz) a algunos le ayuda.. pues bien, no está ni bien ni mal, pero no es necesario estar en ese estado, estaríamos limitando su uso porque las personas que no meditan ni visualizan no lo intentarían siquiera. 

Con respecto a las visualizaciones y por mi experiencia me planteo ¿como voy a visualizar algo que sea lo correcto y perfecto para mi si mi mente está limitada por mis memorias, creencias, ideas, juicios...? ¿hasta donde creo yo que puede llegar mi imaginación?.

Opino igual que Mabel Katz, si hago visualización es como si estuviera yo diciendole a esa parte divina que hay en mi lo que es correcto y perfecto, como si yo tuviera que darle instrucciones y se trata de lo contrario, es esa parte divina la que sabe lo que es correcto y perfecto para mi. 

He podido observar pensamientos, sentimientos y visualizaciones que provoca mi mente sin ser mi objetivo, es decir, no lo he hecho de forma consciente  (quien no se ha podido dar cuenta alguna vez como de repente estamos pensando en algo que no hemos elegido sino que es nuestra propia mente la que lo hace por nosotros y así es como sucede constantemente)  y las manifestaciones como consecuencia de las mismas no han sido siempre las mas beneficiosas para mi pudiendo tomar conciencia de que han sido provocadas por mis memorias que yo expreso normalmente como programas del inconsciente y que dominan el 95 %  aproximadamente (ya referido en otros artículos) de nosotros.

Esta técnica de resolución de conflictos consiste en repetir una serie de palabras para salir del estado mental “negativo” o “incorrecto” en el que estemos; cuando nos encontramos en una situación que no nos gusta; cuando estamos sufriendo… para poder dejar la mente a un lado, entrar en lo que llaman “frecuencia cero” y ahí es donde tu divinidad actúa (la parte divina que hay en ti, la divinidad a través de ti..., da igual como se exprese.

¿Recuerdas que en la primera parte explico con un ejemplo que tú puedes crear desde tu mente o permitir que sea la divinidad a través de ti la que cree?

Yo lo suelo expresar diciendo “dejar que la parte divina que hay en mí sea quien lo haga”. Está en mí porque procedo de esa divinidad, soy su imagen y semejanza.

La frase básica del Ho’ oponopono es:

“Lo siento por aquello que hay en mí que ha creado esto (que ha contribuido a esto… ), perdóname, te amo, gracias”.

¿Qué significa esta frase?

·         Lo siento: Reconozco mi desacuerdo de haber creado eso que no me gusta, eso que hace que me sienta mal, eso que me hace sufrir… con lo cual, siento haber creado eso.

Pero recuerda que en el artículo de: Enseñanzas y Beneficios al utilizar la técnica del Ho’ oponopono pongo:

13.   Me hace comprender la diferencia entre RESPONSABILIDAD y CULPABILIDAD.

En la culpabilidad hay juico como de haber hecho algo malo, drama y la emoción es negativa, vibración negativa

En cambio en la responsabilidad simplemente se acepta que yo tengo que ver con eso… pero no me juzgo por ello, no me critico ni hago un drama. Lo acepto y me hago responsable y cuando tomamos la responsabilidad de lo que consideramos que es errado, lo siguiente es que tomamos acción para reparar. HACER HO’ OPONOPONO ES TOMAR ACCIÓN PARA REPARAR.

 Pensar que no hay error es negar lo evidente de lo humano, el ego domina al ser humano en su mayoría y cometemos errores. Se dice que es un error pero sin juzgar de que esté bien o mal, sin juicio, sin culpabilidad. Cada error o situación que no nos gusta es evidente que es lo correcto y perfecto en ese momento y causa de nuestro estado de conciencia según las memorias que tenemos en nuestra mente. Aquí refiero un error como algo que vivimos y no nos gusta. 

·         Perdóname: Pido perdón a la parte divina que hay en mí. No estoy pidiendo perdón a nadie fuera de mí. No estoy pidiendo perdón a nadie, solo tengo que perdonarme a mi misma y es la parte divina que hay en mí quien lo hace correctamente (primera parte).

Recuerda el artículo:

9.       Me hace ser consciente de que yo no puedo vivir la realidad o vida de otra persona, solo puedo vivir y sentir mi propia realidad, creada por mí, yo soy el único responsable de mi realidad, es la pantalla que refleja lo que hay en mi interior y de lo que no soy consciente. Por lo tanto, no hago ho’oponopono por nadie ni para nadie, solo por mí y para mi pues es mi realidad creada exclusivamente por mi y en ella aparecen todos los afines a mí. En todo lo que yo haya creído y crea aparece y permanece en mi realidad. En mi realidad no puede haber “NADA” en lo que yo no tenga algo interiormente relacionado con eso. Pueden ser juicios también, no solo creencias,  aquello que hay en mí en cualquiera de sus formas.

·         Te amo: Palabra de vibración positiva, el amor lo cura todo, provocando cambios o transmutaciones.

·         Gracias: Es dar por hecho que me perdono, perdono esa parte que hay en mí que ha creado esto que no me gusta. Mis memorias sea consciente o no, han creado esto... Aquí la palabra gracias no tiene el objetivo del agradecimiento en sí, sino el dar por hecho que la transmutación se ha hecho y por eso doy las gracias. Después si puede repetirse constantemente como agradecimiento de todo lo que veo, siento, me llega porque es una creación mía, me guste o no.


También la frase:

“Divinidad, sana en mi las memorias dolorosas y las ideas erróneas que han creado esto”

Después hay muchas más palabras, las que yo uso son::

Hielo azul: dolor físico y emocional.

Papel para moscas: miedos y enfados, broncas....

Llovizna: para el dinero.

Llave de la luz: desconectar del programa negativo.

Flor de Lis: ponerla en la situación para sanarla y que lo correcto y perfecto sea.

Te amo, gracias.

Yo, de momento solo utilizo estas palabras algún ritual con agua y escritura.

Lo mas importante para esta técnica es estar en PAZ. En un estado de paz, todo llega.